Factores para invertir en propiedades en Chile

Invertir en una propiedad, por lo general, es una inversión segura por diversos factores. Primero que todo, la plusvalía, pues ésta crece con cierta regularidad debido al mejoramiento del equipamiento urbano, a la planificación urbana y al desarrollo mercantil de los barrios. Segundo, porque una propiedad que compras para arrendar se paga por sí misma, la mayoría de los casos. A continuación nombraremos los factores más importantes a tener en cuenta a la hora de comprar una propiedad.

Ubicación

Los norteamericanos tienen el dicho «location, location, location». La ubicación es uno de los factores más relevantes que influyen en el valor de compra y arriendo del inmueble. En este concepto entra también el de plusvalía, pues ésta puede crecer exponencialmente dependiendo de la zona tu propiedad. Además que la ubicación del inmueble influirá directamente en la demanda de ésta.

Rentabilidad

La ganancia que puedas obtener entre la diferencia del valor de arriendo y el valor del dividendo es fundamental. Entre más alta sea ésta mejor para ti, obviamente. Ten en cuenta la locación, para que puedas sacar la mayor rentabilidad a tu propiedad.

Empresa administradora

Contratar una empresa que se encargue de tu propiedad, que busque arrendatarios y se preocupe del pago de gastos comunes o de refacciones, te libra de todas estas responsabilidades y te deja bastante tiempo libre para ti, que, finalmente, es uno de los beneficios de invertir capital. Sólo ten en cuenta que ésta te cobrará un porcentaje de ganancia, que generalmente ronda el 7%.

A largo plazo

Esta clase de inversión rentabiliza de gran forma a largo plazo. Anualmente, la tasa de ganancia puede ascender al 10%. Si has pedido un crédito hipotecario, y vendes la propiedad a un corto o mediano plazo, es posible que dicha inversión te produzca pérdidas. Estudia bien la situación.

Pequeñas propiedades

Los departamentos de hasta 50m2 son la mejor opción pues son más fáciles de arrendar y su rentabilidad es mayor. Además, el costo de mantención de estos es casi inexistente. Eso sí, ten presente tener un colchón de dinero para cualquier eventualidad, como los periodos en que tu propiedad no se arriende, o en los que tú desees vivir ahí.

IVA

Este impuesto es un valor que tienes que tener en cuenta cuando compras la propiedad. Si tu intención es comprar el inmueble para venderlo en un año o menos, entonces tendrás que pagar un IVA adicional al precio de venta. Y recuerda las contribuciones, que en nuestro país se pagan 4 veces al año.

Finalmente

Ten en cuenta estos factores y estudia bien la situación del inmueble que deseas comprar. Nada debería salir mal si manejas al pie de la letra estos aspectos.